Fuente: Sutton

Fuente: Sutton

Con todos los deberes hechos, Red Bull llega a Brasil con el foco de atención sobre Webber por primera vez en la temporada y posiblemente en su labor como piloto en la escudería suiza. El australiano se despedirá este fin de semana de la Fórmula 1 con destino al Campeonato Mundial de Resistencia, donde competirá con el equipo Porsche. Pese a ello, la escudería no le regalará la victoria, ya que según ellos Mark no querría ganar así. De fondo, el hecho de que Vettel puede ampliar su recientemente adquirido récord de victorias consecutivas.

 

Así llegan los pilotos a Brasil

  • Sebastian Vettel: el alemán afronta la última carrera del Mundial en una situación muy diferente a la del año pasado, donde Alonso pegaba con fuerza en su lucha por el Mundial. Este año Sebastian llega con un Mundial ganado de forma cómoda y con el único objetivo de conseguir ampliar hasta a nueve su récord de victorias consecutivas. Termina un año para Vettel que difícilmente podrá olvidar y, esperemos, repetir.
  • Mark Webber: en su última carrera en el circo de la Fórmula 1, Webber intentará contrarrestar toda la mala suerte que ha tenido esta temporada abandonando el paddock con una victoria. Además, el australiano tiene el objetivo de terminar la temporada tercero en la clasificación de pilotos. Actualmente se encuentra en la quinta posición, aunque virtualmente cuarto dado que solo le separan dos puntos del lesionado Raikkonen. Seis puntos es lo que le separan de Hamilton, con lo cual el objetivo es difícil pero no imposible, teniendo en cuenta que el inglés es otro de los que ha mirado un tuerto esta temporada. Webber se enfrenta a última carrera de su vida en la Fórmula y lo va a dar todo por dejar un buen sabor de boca.

Así llega Red Bull a Brasil

553 puntos en la clasificación. 205 puntos de ventaja sobre el segundo, Mercedes. 12 victorias sobre 18 disputadas, 8 de las cuales se corresponden con las 8 últimas. 10 poles. 11 vueltas rápidas. Los datos reflejan el dominio de la escudería Red Bulle en este campeonato, sobretodo en la segunda mitad de temporada. Por ello son, de largo, los campeones de este año.

Expectativas del Gran Premio

Sebastian Vettel: “¡La carrera es siempre loca! Actualmente es una vuelta muy corta y es bastante difícil adelantar en Interlagos. La carrera es más larga de 70 vueltas y eso pone mucha carga en tu cuello por las curvas de izquierdas largas, por lo que las fuerzas centrífugas tiran en una inusual dirección contraria a las agujas del reloj”.

“El récord de victorias consecutivas es fenomenal, muy difícil de entender. Es uno de esos records que pienso que durarán para siempre. No subo al coche pensando en records, lo que me hace saltar al monoplaza solo para disfrutar, me encanta conducir. Cada vuelta es diferente y cada carrera es diferente y para salir del coche y estar completamente satisfecho al salir del coche, tener muchas vueltas buenas, es un sentimiento genial que tiene al final. Si además de esto has tenido éxito, es un extra que te hace sentirte muy bien, tanto como el hecho de tener un bonito trofeo y rociar el champagne”.

Mark Webber: “Interlagos es una de mis carreras favoritas, la atmósfera de la pista es fantástica. El circuito se sitúa en un cuenco, dando la impresión de un anfiteatro. Es como Brands Hatch, en Reino Unido, donde la multitud se sitúa arriba de los monoplazas y resulta un ambiente fantástico en día de carrera. La carrera ha sido buena para mi porque la he ganado dos veces (en 2009 y en 2011) y me gusta estar en Sao Paulo”.

“La pista está a una elevada altitud, por lo que es dura para los motores, y el sentido antihorario la hace muy dura físicamente para los pilotos. Hay más circuitos de curvas de izquierda al final del circuito de lo que solía ser, así que nuestros cuellos están aclimatados, pero aún así es un buen entrenamiento”.

“Me siento listo para Brasil y estoy deseando que llegue un capítulo nuevo en el futuro. Sería un error si me sintiese triste por terminar, porque esta es la razón por la que tome mi decisión. Como deportista esto es por lo que tomamos todas estas decisiones, porque al final el fuego no es lo que era y tienes que aceptarlo. Si todo sale bien, ofreceremos una buena actuación de, creo que puedo hacerlo en Brasil. Estoy feliz porque todavía estoy conduciendo bastante bien, en mi marca por así decirlo, pero he tenido mi tiempo. Lo he disfrutado y conseguido unas cuantas cosas, así que dejaré a los chicos hacer sus cosas en el futuro”.

Declaraciones extraídas de infiniti-redbullracing.com