La temporada de Fórmula 1 2013 llega a su fin este fin de semana con el GP de Brasil, en Interlagos. El Campeonato ya está decido, pero es seguro que nos espera una emocionante carrera en un circuito algo incómodo para los equipos por lo antiguo de las instalaciones, pero emocionante por ser la meteorología imprevisible.

Captura

Toro Rosso no espera que sus posiciones en la clasificación cambien aquí, pero esperan con ilusión la llegada de este GP y ver si pueden conseguir algun punto, cosa que se les escapó por poco en la última carrera en EE.UU. Se sitúan octavos en el campeonato de constructores con 32 puntos.

Es un gran premio especialmente emotivo para Daniel Ricciardo, ya que es su última carrera con Toro Rosso antes de partir al lado de los campeones mundiales: Red Bull y Sebastian Vettel. Siendo un lujo poder conducir un monoplaza de dicho equipo, esperamos con ansia ver de lo que Ricciardo es capaz de hacer con un Red Bull en sus manos, aunque suponemos que tendrá que mantenerse a la sombra de Vettel por un tiempo.

En la última carrera estuvo apunto de conseguir meterse en los puntos, pero Jenson Button se lo impidió a escasas vueltas del final. Se sitúa 14º en el mundial con 19 puntos. Espera terminar su andadura en Toro Rosso metiéndose en la zona de puntos.

Su reemplazo en el equipo será el joven ruso de 19 años Daniil Kvyat, que tendrá el Toro Rosso en sus manos en los primeros libres.

Por último, Jean-Eric Vergne, con 13 puntos y la 15ª posición en el mundial, tratará de terminar la temporada con buen sabor de boca y dejar una buena impresión a sus jefes tratando de conseguir algún punto para él y el equipo, en una carrera que puede ser imprevisible.

(Foto: web oficial de Toro Rosso)