Tras la presentación ayer del nuevo monoplaza de Ferrari para 2014, hoy ha sido el turno de Sauber. Los de Hinwil han presentado su nuevo C33 a las 16:00 horas, aunque una hora antes se filtró la primera imagen oficial del coche.

Sauber F1 Team C33 Press

Diversificación hacia diferentes direcciones

Los cambios en la regulación introducidos para 2014 son, posiblemente, los más radicales jamás vistos en la Fórmula Uno. En lo que se refiere al motor, los cambios requieren un diseño totalmente nuevo. En lugar del motor atmosférico V8 de 2.4 litros, este año se usarán unidades de potencia V6 turbo de 1.6 litros, respaldados por un sistema de recuperación de energía (ERS), que es dos veces más potente que el KERS utilizado en el pasado.

Pero eso no es todo. Este año se han introducido muchos cambios también en la aerodinámica. Por ejemplo, la anchura máxima del alerón delantero es ahora de 165 cm (antes eran 180 cm) y la terminación del ala será muy baja. Con ello se pretende mejorar la seguridad. Las modificaciones también se han hecho en las dimensiones del chasis tanto en la parte delantera del coche como en algunos elementos laterales, que ahora están estandarizados. La prueba de impacto lateral realizada por la FIA se ha sustituido por pruebas de carga más estrictas que antes. Estas estructuras, junto con la forma en que están unidas al chasis, deberían dar lugar a una mayor seguridad en el caso de un impacto lateral oblicuo.

Los efectos aerodinámicos que previamente se podían lograr en la parte trasera del coche a través de la manipulación de los gases del escape, ahora se restringen, ya que la posición del escape ahora está definida con más precisión. Ya no se permiten las salidas de escape laterales. El tubo de escape ahora saldrá de la parte central del monoplaza y hacia atrás, pudiendo hacer sólo pequeñas modificaciones en el ángulo.

Todas estas medidas reducen la carga aerodinámica y, por tanto, disminuirán la velocidad en las curvas. Los coches también serán más lentos debido a la elevación del peso mínimo, que aumenta de 642 kg (incluyendo al piloto) a 692 kg, anulando -al menos en parte- el peso añadido por los nuevos sistemas técnicos.

Eric Gandelin, jefe de diseño del equipo, explicó: “En conjunto, todos estos cambios presentan un gran desafío para todos los ingenieros. Hemos tenido que tomar varias decisiones sobre el chasis antes de tener todos los datos y la información necesaria disponibles. Por este motivo, los ingenieros han seguido el camino que ofrece la mayor flexibilidad posible, para que podamos responder a factores o acontecimientos inesperados.”

El alerón delantero, lo más llamativo

El elemento más llamativo visualmente del Sauber C33 es el alerón delantero, que se asemeja a un hocico. El alerón delantero baja hasta el suelo, como indica el reglamento, para canalizar la mayor cantidad de aire posible hacia la parte baja del coche. El alerón delantero del C33 es 7,5 centímetros más estrecho en ambos lados que la versión anterior.

Los nuevos elementos laterales han influido de forma significativa en el diseño del coche. Las tomas de aire de refrigeración son ligeramente más grandes que las de coche del año pasado debido a que las necesidades de refrigeración de los motores han aumentado considerablemente. Por la misma razón, los radiadores ahora son significativamente más grandes.

Motores Ferrari

El motor, el sistema de recuperación de energía y la caja de cambios los suministra Ferrari. El V6 turbo de 1.6 litros tiene un límite de revoluciones de 15.000 rpm. Ahora sólo se permite el uso de 100kg de combustible por carrera, cuando anteriormente no había ningún límite en el uso de combustible y en algunas ocasiones se llegaron a usar 140kg, por lo que ahora se debe mejorar de forma significativa la eficiencia del combustible. El número de motores que se pueden utilizar en una temporada también se reduce de ocho a cinco.

El anterior KERS se utilizaba durante 6,6 segundos gracias a una potencia de 60 kW, mientras que ahora los pilotos podrán hacer uso de 120 kW de potencia durante 33 segundos por vuelta. Este ‘extra’ no es sólo alimentado por la energía cinética generada durante la frenada, sino también por la energía térmica producida por el motor. El sistema comprende ahora dos motores eléctricos/generadores, uno junto a la unidad de accionamiento del motor V6 y el otro conectado a la salida de la turbina de gas del turbocompresor.

La nueva caja de cambios de carbono tiene ocho velocidades (como se estipula en el reglamento), cuyas relaciones sólo pueden ser cambiadas una vez en el transcurso de la temporada 2014.

Todo el conjunto no puede pesar menos de 145 kg.

Flexibilidad y Adaptabilidad

Be6ZKzGIgAA9yhc

La parte trasera del Sauber C33 se ha diseño pensado en la adaptabilidad, de modo que los ingenieros puedan realizar ajustes en este área del coche como respuesta a condiciones cambiantes. Un cambio en la normativa ha ampliado la abertura máxima permitida entre la aleta y el ala principal hasta los 65 mm (durante la activación del DRS, el resto del tiempo: 50 mm), lo que aumenta el efecto DRS del alerón trasero. El concepto de la suspensión trasera se mantiene sin cambios.

Fiabilidad: la clave

Otra tarea difícil para los ingenieros ha sido encontrar la conjunción perfecta de todos los componentes del coche. La nueva unidad de potencia se ha traducido en un aumento del número de cajas electrónicas. Esto significa que han tenido que encontrar una manera de acomodar más de 40 componentes nuevo, 30 de los cuales requieren refrigeración. La administración térmica será un factor clave esta temporada.

Los cambios radicales en el reglamento técnico para 2014 significan que es aún más difícil de lo habitual hacer predicciones para la nueva temporada, explicó Gandelin.

“Estamos contentos con el trabajo que hemos hecho, pero es difícil prever dónde estaremos. El camino que hemos seguido con el diseño del Sauber C33 nos permite la máxima flexibilidad, de manera que podamos reaccionar rápidamente. También está claro que la fiabilidad será un factor importante en las primeras carreras, así que es un área a la que hemos dado prioridad.”

El Sauber C33 se estrenará en Jerez con una primera versión, lo que significa que el coche va a ser completamente funcional, pero sin algunas piezas que pueden ser claves en el rendimiento, pero el equipo las llevará a los dos test de Bahréin. Eric Gandelin concluyó:“Por un lado, esto nos da tiempo para maximizar el desarrollo de estas partes claves en el rendimiento, y por otro lado, utilizaremos la primera prueba de Jerez para comprobar todos los sistemas, que a nuestro juicio es crucial teniendo en cuenta todos los cambios técnicos.”

Fuente de las declaraciones y las imágenes: Sauber