El equipo Ferrari tiene por delante un complicado fin de semana en China debido a su falta de velocidad punta y al descontrol interno que tienen ahora mismo tras la marcha de Stefano Domenicali.

Así llegan los pilotos al Gran Premio de China.

  • Fernando Alonso: El piloto asturiano llega a Shangai en la 4ª posición del mundial con 26 puntos, a 2 de Hülkenberg y con 3 más que Button, tras vivir una difícil carrera en Bahréin. En la última carrera Alonso sólo pudo terminar 9º tras tener una gran falta de potencia en las grandes rectas de Shakir frente a los monoplazas con propulsor Mercedes (Williams,McLaren,Force India y Mercedes).
  • Kimi Raikkonen: El piloto finlandés era muy esperado en el equipo este 2014 pensando que iba a seguir el ritmo de Fernando, pero parece que se está convirtiendo en “otro Massa”. Kimi se encuentra en la 12ª posición del mundial con 7 puntos, 16 menos que Fernando y a 5 de Felipe Massa(11º). En las primeras carreras no ha tenido un buen ritmo y en Bahréin consiguió el último punto tras una lucha encarnizada con Ricciardo

Así llega Ferrari al Gran Premio de China.

La escudería italiana tiene una complicada situación tanto deportiva como administrativa. Durante las tres primeras carreras no han podido demostrar que son un equipo de podio, que es el objetivo que se han marcado.

Su motor Ferrari sigue sin poder con la potencia del propulsor alemán y parece que el motor Renault Energy está más cerca de lo que todos pensábamos. Los circuitos con grandes rectas están haciendo mella y como si no hubiéramos tenido poco con Shakir, llega Shangai y sus rectas interminables.  Los italianos están en la 5ª posición del campeonato con 33 puntos, 3 más que Williams y 2 menos que Red Bull.

Para esta carrera se espera que Ferrari lleve innovaciones, pero por el momento lo único que se han podido ver son los nuevos frenos. Debido a los problemas que tuvieron en los test de Bahréin esta pasada semana, Ferrari tendrá que probar estas nuevas piezas sobre el trazado chino.

Imagen vía @bueuF1

Imagen vía @bueuF1

A nivel interno, los problemas de Ferrari pasan por la dimisión de Stefano Domenicali de su cargo. Tras siete años en el puesto de director deportivo, Domenicali ha decidido dimitir mediante un comunicado en el que asume sus responsabilidades y desea lo mejor para el equipo. [Más info]

Fuente:Sutton, Formula1.com y Twitter