Después de una semana de ausencia, la Fórmula 1 vuelve a la pista y lo hace en uno de sus circuitos más emblemáticos, el de Montecarlo en el Principado de Mónaco. Tras conseguir sus primeros puntos en España, la escudería Lotus querrá seguir la senda positiva.

lotus

Pic, durante los test en Barcelona // Foto: Sutton

Así llegan los pilotos a Mónaco

  • Grosjean: abandonó en la primera carrera en Australia y luego en China, pero en el último GP obtuvo sus primeros cuatro puntos con el octavo lugar en el Circuit de Barcelona-Catalunya. De momento marcha por delante de su compañero, pero el rendimiento del E22 aún no está a la par con los de cabeza. En el mundial está 13º con cuatro puntos, igualado con Vergne y Kvyat y a ocho de Felipe Massa.
  • Maldonado: el venezolano también comenzó la temporada con abandonos, pero ahora parece estar en el camino correcto, pese a sus varios percances en sesiones de entrenamientos y calificación. En España remontó desde la última posición hasta la decimoquinta. Aún no ha sumado ningún punto y, por resultados, sólo está por delante de Bianchi y Ericsson.

Así llega Lotus a Mónaco

La escudería de Enstone ha ido solventando sus problemas de inicio de temporada, y sus prestaciones son cada vez mayores. En la segunda jornada de test de Barcelona, Maldonado marcó el tiempo más rápido. Puede que fuera irrelevante, pero por algo se empieza. En el mundial de escuderías marcha en octava posición con los cuatro puntos sumados por Grosjean. Muy lejos está McLaren, en la séptima plaza con 43 puntos.

Expectativas del Gran Premio

  • Grosjean: “Es una especie de Gran Premio no oficial de Francia. Fue genial ver tanto apoyo francés el año pasado, con todas las banderas y pancartas. Luego están los desafíos únicos de un circuito tan especial. Como piloto, debes mantener la calma y estar relajado en una pista que no permite ningún error. He sido muy rápido en el pasado, pero he chocado con los muros. Es un Gran Premio emocionante y glamuroso y siempre es un paso hacia lo desconocido, porque es difícil predecir cómo irá cada coche. Es una semana de locura, pero a todo el mundo le encanta Mónaco. Habrá menos agarre que en el pasado, por lo que habrá que tener cuidado con el pie derecho (acelerador). En cuanto a los mapas, el par, la energía y el ahorro creo que será más fácil que la mayoría de las pistas debido a que la distancia de la carrera es más corta por lo que no debería preocuparnos demasiado. Por supuesto que vamos a necesitar la mejor manejabilidad posible alrededor de las secciones difíciles, pero lo más importante en Mónaco es confiar en su coche y tener confianza en él. Encontrar el equilibrio entre presionar demasiado y no lo suficiente hace una gran diferencia en Mónaco“.
  • Maldonado: “En primer lugar se trata de un Gran Premio histórico y una carrera emblemática para la Fórmula 1. Realmente me encanta. He sido muy rápido en el pasado y creo que es uno de los fines de semana más especiales del año. El ambiente es único. La pista es muy difícil y cambia mucho a lo largo de las sesiones, lo que necesitas anticiparte. Es difícil ser rápido cerca de los muros y en general es una carrera muy dura, exigente en términos de concentración y estresante física y mentalmente. Lo único negativo es que es bastante difícil adelantar, pero no es imposible. Me gusta mucho las secciones del casino y la piscina. Cada rincón de Mónaco tiene su propio desafío. Estaremos muy ocupados en el cockpit con todos los interruptores y los cambios que se harán. También vamos a hacer frente a un gran reto ya que los neumáticos son más duros que los que hemos utilizado en Mónaco en el pasado. En Barcelona nos encontramos con el súper blando y pudimos terminar la vuelta sin causar problemas para los neumáticos, que no era el caso en el pasado, así que será una gran incógnita. Por supuesto que Mercedes es el equipo más fuerte en el momento pero estamos enfocados y trabajando duro para alcanzarlos“.
  • Nick Chester, director técnico: “Nos hemos preparado para Mónaco buscando mejorar el rendimiento, con más carga aerodinámica y para ello tendremos que cambiar algunas partes de la puesta a punto. Hay muchas actualizaciones para Mónaco, sobretodo aerodinámicas para conseguir una mayor carga, y que no se utilizarán en otros circuitos ya que es bastante tedioso. También habrá una pequeña modificación del sistema de refrigeración y otros desarrollos aerodinámicos para hacer el coche más estable. Mónaco es un lugar un poco extraño así que siempre es peligroso asumir que el coche será bueno allí, pero creo que el E22 se adaptará a la pista y deberíamos ir bastante bien. Además de las actualizaciones, también llevaremos partes que ayudarán a ajustar el coche para los desniveles de la pista y la baja velocidad. Las pruebas que hemos hecho a las nuevas partes han salido bien y también tendremos un nuevo combustible, así que deberíamos mejorar la potencia y facilidad de pilotaje”.