force

 

 

Podría decirse que ha sido un viernes tranquilo para los pilotos de la escudería Caterham. Lo más destacado ha sido un fallo eléctrico en el monoplaza de Ericsson. Por lo demás, el sobreviraje ha sido el caballo de batalla con el que deberán luchar sus dos pilotos este fin de semana en el Red Bull Ring.

Impresiones de la sesión

  • Kamui Kobayashi: “Hemos completado 24 vueltas en la primera sesión y, aunque un poco de lluvia ha interrumpido la sesión, todavía hemos sido capaces de continuar con el trabajo planeado, algo que, obviamente, es importante pero todavía lo es más en una pista nueva como ésta. Es un buen circuito para pilotar pero aún no sabemos cómo se van a comportar los neumáticos cuando la temperatura de la pista sea más alta. Hoy el ambiente ha sido más frío de lo que se prevé para el sábado y el domingo así que tendremos que trabajar más en la tercera sesión de entrenamientos libres”. Después de los cambios de configuración que hemos hecho durante el almuerzo, el coche ha ido mejor, sobre todo en las frenadas. La tracción y el agarre han mejorado, aunque todavía quedaba un poco subviraje. Los niveles de adherencia con los superblandos han sido extrañamente como con los blandos, así que esta noche lo vamos a estudiar porque puede que cambie con el aumento de la temperatura mañana. Finalmente, hemos decidido terminar la sesión unos 15 minutos antes para poder inspeccionar adecuadamente el coche ya que he sentido el coche extraño en las frenadas y cuando he entrado al garaje los chicos no han visto ningún problema evidente y los datos tampoco han apuntado a nada concreto”.
  • Marcus Ericsson: “La primera sesión de libres ha terminado, obviamente, mucho antes de lo que habíamos planeado por un problema en el sistema eléctrico durante la novena vuelta. He salido de la primera curva y el coche se ha apagado automáticamente, no había nada que pudiera hacer. Cuando he llegado al garaje hemos sabido que el problema estaba relacionado con la unidad de control del ERS-H, de manera que lo hemos arreglado durante la pausa para comer y hemos tenido el coche listo para la segunda sesión”. Tras el reconocimiento de pista que hicimos ayer , estaba claro que el Red Bull Ring iba a ser un gran reto, e incluso en sólo ocho vueltas he podido disfrutar muchísimo. No ha habido mucho agarre, como es habitual en la primera sesión de entrenamientos libres, pero estaba empezando a encontrar buen ritmo y he continuado teniéndolo en la segunda sesión. Por la tarde he tenido algunos problemas de tracción y sobreviraje, pero el equilibro del coche ha sido el correcto, sobre todo el las curvas de alta velocidad. También he encontrado tráfico en las dos últimas curvas de mi vuelta rápida que me ha hecho perder algo de tiempo, pero el área principal que teníamos que mirar era el sobreviraje que era lo que realmente me ha hecho perder tiempo por vuelta”

Fuente: www.caterhamf1.com

Twitter: @davicin87