Fuente: Sutton

Fuente: Sutton

Los Williams, principales candidatos, y esperanza de la parrilla, a ponerle las cosas difíciles a los Mercedes han hecho hoy un ridículo importante, disimulado al haber fracasado también los Ferrari, y es que los dos monoplazas blancos se quedaron en la primera ronda de clasificación, con lo que mañana saldrán desde el fondo de la parrilla. Gracias a las sanciones de Chilton y Esteban Gutiérrez saldrán dos posiciones por delante, con Bottas en la 15º posición y Massa en la 16º.

[divider]

Libres 3

La lluvia caída sobre el circuito de Silverstone provocó que apenas se rodase en pista, debido a las limitaciones de los neumáticos de lluvia. Entre los dos monoplazas dieron ocho vueltas, cuatro cada uno, por lo que la sesión de entrenamientos prácticamente no les sirvió para nada. Bottas terminó en la 9º posición, mientras que Felipe Massa hizo lo mismo en la 13º posición.

[divider]

Clasificación

Los Williams cayeron en la trampa meteorológica de la Q1 y cayeron en la primera ronda al tardar demasiado en montar los neumáticos de seco, y cuando la lluvia cayó de nuevo sobre el circuito se vieron sepultado en las posiciones finales. Valtteri Bottas terminó en la 17º posición mientras que Massa lo hizo en la 18º.

[divider]

Impresiones de la jornada

Declaraciones extraídas de williamsf1.com

Felipe Massa: “Fue realmente una oportunidad perdida para poner el coche en una buena posición para mañana. No esperábamos la lluvia y la pista se estaba secando, así que teníamos que conseguir la vuelta buena pero en el momento en que empezó a llover de nuevo, eso fue todo, todo había terminado. Tenemos mucho que hacer mañana y no va a ser fácil, pero el coche es más rápido que donde estamos”.

Valtteri Bottas: “Toda la sesión fue increíble. Dejamos para demasiado tarde salir con los neumáticos de seco, así que no pudimos hacer la vuelta buena antes de que empezase a llover. A decir verdad tuvimos la mala suerte de que empezó a llover. Teníamos el ritmo para llegar a la Q3 así que nos perdimos una buena oportunidad. Mañana la carrera será larga y tenemos un buen coche, así que todavía podemos volver a los puntos, pero de nuevo habrá que tener en cuenta el tiempo”.

Rob Smedley, jefe de rendimiento: “Tenemos un buen coche, así que es muy decepcionante estar los 17 y 18. Estábamos tratando de poner a la gente en el camino, pero nuestras predicciones eran erróneas. No llegamos a ver la lluvia venir tan rápido como lo hizo, pero eso no es una excusa, es un error que no podemos hacer otra vez. Cómo recuperamos mañana es importante ahora y entrar en los puntos sigue siendo nuestro objetivo, ya que tenemos el coche para ello y tenemos que tratar de conseguir tantos puntos como podamos sobre nuestro rivales en el campeonato más cercanos”.