La gente de Lotus llega a Monza, un circuito rápido y poco favorable para su monoplaza, tras completar un doble abandono en el pasado Gran Premio de Bélgica.

IMG_20140903_195853

Así llegan los pilotos al Gran Premio.

  • Romain Grosjean: El piloto francés no pudo completar más de una treintena de vueltas en Bélgica ya que se vio obligado a abandonar por problemas en su E22 que ponían en riesgo a Grosjean. Tras no conseguir puntos, el piloto de Lotus continúa en la décimo cuarta plaza del mundial con 8 puntos, empatado con Kvyat(15º clasificado) y a 3 puntos del otro piloto de Toro Rosso.
  • Pastor Maldonado: En peor situación llega el piloto latino de Lotus Renault. En el pasado Gran Premio Maldonado no consiguió cruzó la línea de meta sólo una vez, en la salida ya que problemas de pérdida de potencia, según informó Renault, le obligaron a retirarse en el primer giro. Con ese abandono, Maldonado ya lleva cuatro esta temporada y aún no sabe lo que son los puntos en este 2014, se encuentra en la décimo novena posición del mundial, con el sueco de Caterham por delante y Gutiérrez por detrás.

Así llega Lotus al Gran Premio.

El equipo de Enstone llega a Italia en medio de un nubarrón de dudas. Sus coches siguen sin mostrar un ritmo competitivo, al menos tal y como lo fueron en la pasada temporada, y sus pilotos sus pilotos, sobre todo Maldonado, siguen sin destacar. En las estadísticas, Lotus están en el top de los abandonos, no consiguen hacer del E22 un coche estable mecánicamente y la media tabla del mundial la tiene prácticamente perdida.

Monza no será un circuito fácil para ellos, ya que este es un trazado con grandes rectas y muy rápido, algo por lo que Lotus no destaca especialmente. Además, la temperatura de los frenos será un problemas para muchos de los equipos, y para Lotus también

En el mundial de marcas, Lotus se encuentra en la octava posición gracias a los 8 puntos conseguidos por Grosjean, mientras que Toro Rosso se encuentra por delante de ellos con el doble de puntos.

IMG_20140903_195925

Expectativas del Gran Premio.

  • Romain Grosjean:

“Me gusta mucho Monza porque es muy distintivo. Es un gran circuito que cuenta con mucha historia automovilística. Eso hace que sea genial para nosotros a la hora de competir en un lugar en el que todos nuestros héroes han corrido también. Hay mucho ambiente alrededor de la pista, y rodar en el marco del parque real crea un ambiente especial. Obviamente, los fans de Ferrari son una gran parte de ello, y es muy bonito competir en un circuito tan legendario. Una de mis primeras carreras en coches fue en Monza en 2003, cuando estaba compitiendo en una categoría llamada Formula Lista, donde gané, y luego gané también cada carrera de mi debut esa temporada. He tenido también otros grandes resultados en Monza durante mi carrera, así que tengo muchos buenos recuerdos.

Creo que el circuito será duro para nosotros. Sobre el papel, no es una de esas carrera en las que deberíamos de ir bien, pero como siempre, estaremos luchando duro y trataremos de extraer el máximo del fin de semana. Espero que eso nos ponga en buena situación para el fin de semana de Singapur a finales de septiembre, cuando deberíamos de ser más fuertes y el circuito debería de adaptarse algo mejor al E22. Tendremos un único alerón trasero en Monza, y la clave será hacer el coche lo más rápido posible para recuperar algo del rendimiento de nuestra desventaja en las rectas. Luego tenemos que gestionar la degradación de neumáticos; también para nosotros será complicado en las grandes curvas, como Lesmos y la chicane de Ascari, porque cuanta menos carga aerodinámica tienes, más difícil es obtener buena adherencia en las curvas. Es un duro compromiso, pero estoy seguro de que el equipo encontrará la mejor solución posible”.

  • Pastor Maldonado:

“Me gusta Mona y me encanta Italia. Solía vivir muy cerca del circuito cuando empecé mi carrera aquí en Europa. He ganado carreras aquí, así que tengo buenos recuerdos y sensaciones especiales. Tengo muchos amigos aquí y muchos seguidores que vienen a verme al circuito, así que es genial verles a todos. El circuito es único y, por supuesto, es genial estar compitiendo aquí, donde también lo hicieron todos los antiguos héroes. Monza ha cambiado muy poco con el paso de los años, y sigue teniendo el carácter de la vieja escuela, y los fans crean un gran ambiente, que supone una buena banda sonora en el Gran Premio. Sin duda, va a ser de nuevo un fin de semana duro para nosotros. Monza consta de potencia combinada con una configuración de baja carga aerodinámica, así que es un gran reto. Creo que será interesante ver los nuevos coches de 2014, porque el circuito es único y hay una forma muy particular de exprimir el máximo de los coches. Serán difíciles de conducir para todos.

No creo que haya mucha diferencia con el cambio en la Parabólica. El enfoque será el mismo, que es coger la curva tan rápido y eficiente como puedas. Por supuesto, tenemos el evidente elemento de seguridad, lo que significa que tienes menos riesgo de salirte. Creo que esto es bueno desde el punto de vista de la seguridad, porque es una curva rápida sin mucho espacio en la escapatoria. El fin de semana en Spa fue muy duro con las condiciones, y también el de Hungría. En Monza normalmente hace calor y no llueve, algo que parece adaptarse al E22 más que cuando llueve. Slo necesitamos tener un fin de semana sin problemas en el podamos explorar aún más el chasis con baja carga aerodinámica, sobre todo el paquete del alerón delantero que introdujimos en Spa. Sin embargo, el gran reto será la potencia; es difícil superar cualquier desventaja en este aspecto, pero todo el mundo trabajará para obtener la mayor velocidad posible”.

  • Nick Chester, director técnico del equipo Lotus:

“Monza supone un gran reto porque es un circuito de una carga aerodinámica muy baja. Es complicado obtener adherencia en el coche y que los pilotos se sientan cómodos, así que trabajar en la puesta a punto del coche es clave. También nos centraremos en las frenadas, para que Romain y Pastor puedan obtener ganancias en las entradas de las curvas y en las chicanes y se sientan más cómodos a la hora de encontrar los límites. Tenemos más partes aerodinámicas en Italia que probaremos el viernes en los entrenamientos. Tendremos un alerón trasero de baja resistencia mecánica que será específico para este circuito. La velocidad dependerá en los niveles de carga aerodinámica y resistencia mecánica que los equipos configuren, pero espero que sea más alta que la del año pasado. Es posible que se alcancen los 360 km/h en la recta, dependiendo de si el coche usa el DRS”.