En circuito de Silverstone, los antiguos socios de la Fórmula 1 se han vuelto a unir en una sesión de “filming day”.

McLaren-Honda

Anunciado con un solo día de antelación, el equipo McLaren ha realizado hoy una sesión de rodaje en el circuito de Silverstone con un propulsor de la marca Honda. Con la grabación de estas imágenes publicitarias, McLaren ha podido probar el nuevo Honda V6 Turbo, con el que competirá en 2015 tras dejar a Mercedes como suministrador de motores.

Por el momento el equipo no ha realizado ninguna declaración sobre como ha ido la sesión, pero casi que lo más destacable es que no haya habido ningún problemas ya que estos fueron los primeros kilómetros del motor japonés. El prototipo llevado por la escudería de Woking pudo rodar 100km, distancia máxima permitida en este tipo de eventos. La normativa no les permite llevar neumáticos lisos(blandos, medios y duros), por lo que han utilizado los neumáticos de lluvia extrema(azules). Además, Stoffel Vandoorne, probador del equipo McLaren, tuvo la oportunidad de conducir el mítico McLaren MP4-4 que pilotó Ayrton Senna en la primera etapa del equipo McLaren-Honda.

Oliver Turvey ha sido el otro piloto que ha estado presente en Silverstone y el encargado de conducir el McLaren MP4-29H, un monoplaza que la fábrica de Woking ha creado para maximizar la obtención de datos, tanto para ellos como para Honda. Además, esta prueba permitirá a los ingenieros de McLaren crear un chasis del futuro MP4-30 que aproveche al máximo la aerodinámica y las prestaciones del propulsor de Honda.

Por delante, el Gran Premio de Abu Dabi será una buena oportunidad para avanzar en el futuro monoplaza. Si en Brasil vimos pruebas aerodinámicas, colocando parrillas de sensores en el McLaren de Magnussen, en la última prueba del mundial el equipo ya confirmó que probarán nuevas piezas que facilitarán la adaptación al 2015.

Imágenes de la sesión.