Sin duda ha sido la revelación de la temporada, el equipo Williams ha “resurgido de sus cenizas” completando un año que sin duda ha hecho honor y justicia a la marca tantos años alejados de los primeros puestos.

El FW36 fue presentado el 6 de marzo con una peculidaridad respecto a lo que se había visto en los Tests de Jerez y Bahrein en los que se pensó que el monoplaza iba ser de un color azul eléctrico, sin embargo fue en los test de Barcelona cuando realmente se presentó el monoplaza definitivo, de un color blanco con rayas azul y rojas dedicado al último sponsor que se incorporó al equipo, la famosa marca de bebidas espirituosas, MARTINI.

Otro dato destacable antes de entrar a valorar los resultados deportivos, es la llegada del piloto brasileño Felipe Massa procedente de Ferrari donde no había cuajado demasiado junto a Fernando Alonso a acompañar al ya piloto de Williams Valtteri Bottas.

Inicios de claroscuro

Desde los tests invernales y sobre todo en Australia se empezó a ver realmente el potencial del Williams, sobre todo en lo que a velocidad punta se trataba, puesto que eran los coches más rápidos en recta de toda la parrilla, lo cual contrastaba con los resultados en los que si bien Valtteri Bottas hacía unos buenos resultados a pesar incluso de tener problemas de fiabilidad o de estrategia, se contrastaba totalmente con los resultados de Massa que o bien no conseguía poner el coche a punto o la mala suerte no la dejó en Ferrari y le seguiría acompañando a lo largo de casi toda la temporada.

Los buenos resultados llegaron en Europa

En el GP de Alemania se viviría un hito que hacía 11 años no ocurría, los dos Williams ocupando los dos mejores tiempos en la Clasificación de un Gran Premio de F1. En esa misma carrera Bottas conseguiría su primer podio en su carrera en la F1, acabando en tercera posición por delante de los dos Mercedes; pero la cosa no acabó ahí, Bottas siguió con su racha de podios consiguiendo un segundo puesto en el GP de Gran Bretaña y otro tercero en Bélgica.

Mientras tanto el pobre Felipe Massa tenía que abandonar en Alemania debido a un toque con el McLaren de Kevin Magnussen en la salida. Pero fue en el GP de Italia donde Massa tuvo su “venganza” consiguiendo su primer podio de la temporada y el primero como piloto de la emblemática escudería.

Un final de temporada muy constante

Así fue el último tercio de la temporada para el equipo Williams, en Clasificación se convirtieron como la segunda potencia y la hipotética alternativa a Mercedes, y así hubiese sido en el nuevo GP de Rusia, sino llega a ser porque Bottas cometió un error en la última curva de la última vuelta de la Q3.

Y en carrera los dos pilotos siguieron realizando actuaciones muy decentes, con la única problemática de las estrategias que les jugaron mala pasada en el GP de Estados Unidos, en el cual tenían asegurado el podio pero un fallo en la llamada a boxes (demasiado tardía) hizo que el Red Bull de Ricciardo les adelantara a ambos privándoles del tercer cajón del podio.

En Brasil Massa pudo dar una alegría a su afición consiguiendo su segundo podio de la temporada, acabando en tercer lugar a pesar de una penalización y de un fallo en su parada en boxes. Finalmente en Abu Dhabi se consiguió otro hito histórico acabando los dos Williams en segundo y tercer puesto para Massa y Bottas respectivamente (el primero a punto de ganar la carrera) y consiguiendo estar los dos pilotos en el podio por primera vez desde el GP de Mónaco 2005.

Lucha encarnizada con los Ferrari

En el Mundial de Constructores, los Williams tuvieron durante gran parte de la temporada una bonita lucha por el tercer puesto del Mundial de Constructores (que acabaron consiguiendo), sobre todo a final de temporada donde los Williams brillaban y los Ferrari se hundían. Este tercer puesto del Mundial de Constructores no se conseguía desde la temporada 2003.

Susie Wolff hace historia

La piloto reserva del equipo Williams hizo historia al ser  la sexta mujer en pilotar un coche de Fórmula 1 en un GP,en concreto durante los primeros entrenamientos libres del GP de Gran Bretaña,  la primera en hacerlo desde Giovanna Amati en el GP de Brasil de 1992, al participar también los primeros entrenamientos libres ty también con Williams. Como dato anecdótico, resaltar que llevaba en su casco la estrella de María de Villota a la cual tenía profunda admiración y cariño y se consideraba una “fan” de la española.

SW williams AG

Objetivo 2015

Si como todo parece indicar, la temporada 2015 no va a variar mucho de ésta en cuanto a cambios en los coches, el equipo Williams se puede perfilar como el gran candidato a acabar con la hegemonía reinante de Mercedes (con el pemiso de McLaren-Honda que es una incógnita), van a seguir con el mismo proyecto deportivo, mismos pilotos y con un coche que si hay una palabra que puede calificarlo, además de bonito exteriormente, es muy rápido.

Fuente: www.williamsf1.com

Elaboración: propia // @BorjaLizarragaO (Twitter)