La incansable búsqueda del espectáculo en la Fórmula 1 ha llegado a los neumáticos y la marca italiana Pirelli ya está negociando con Charlie Whiting para aumentar el ancho de las gomas de cara a 2017 y llegar a los 40 centímetros.

pirelli1

Neumáticos más anchos, que favorezcan la velocidad en curva y que mejoren la imagen de los monoplazas, esta es la idea que Pirelli quiere para el futuro de la competición. En la actualidad, los coches montan ruedas de 24,5 cm en la parte delantera y algo más de 30 cm en la parte posterior y la idea de Pirelli sería aumentar estos grosores para llevarlos hasta los 400 mm (serían más anchos detrás que delante), simulando los antiguos monoplazas. Paul Hembery, director de Pirelli, ya ha hablado sobre esta idea:

“¿Neumáticos anchos? Nos atrae la idea. Cuando veo las imágenes los coches de la década de 1970 no es tan extremo. Actualmente los neumáticos son bastantes pequeños desde muchos puntos de vista. Estamos abiertos a discutirlo. Solo tenemos necesitamos un poco de previsión. Los neumáticos actuales de la Fórmula 1 son de 245mm de ancho en la parte delantera y 325mm de ancho en la parte trasera. Me encantaría hacer neumáticos más anchos de 400mm porque suena mejor. Es como si llegamos a los 1000 CV de potencia, también suena genial.  Creo que es un elemento de nuestro deporte que necesita volver a tener grandes números.”

Pirelli ya no es la primera vez que tiene intención de cambiar el formato de los neumáticos y ya la pasada temporada probaron unas llantas de mayor tamaño (18) en los test de Silverstone, unas llantas que reducían notablemente el perfil de las gomas y asemejaban los monoplazas a los usados en la Fórmula eléctrica. Pero todos estos cambios no pueden realizarse de hoy para mañana, ya que los equipos deben realizar cambios en los coches para adecuarse a este nuevo formato y Pirelli ya ha dado la fecha posible.

2017 ha sido la temporada señalada por Pirelli para poder lanzar estos neumáticos más anchos y para que los equipos puedan realizar los cambios necesarios. Pero hay algo más. La temporada que viene Pirelli finaliza el contrato con la Fórmula 1 como proveedor y este proyecto podría ser un estímulo que influya en su renovación, todo ello sin perder de vista a marcas como Michelin que actualmente forma parte de la Fórmula E.