La marca francesa busca hacerse un hueco en el mercado de los vehículos R5, donde el Fiesta de M-Sport lidera por soltura, y para lograr ese objetivo contará con la versión Evo de su DS3 en solo 4 días. Para verlo en España tendremos que esperar hasta la prueba de Cantabria.41082_jakes-vuole-migliorare-grazie-alla-citroen-ds3-r5.jpg

A todos nos gustaría contar con un coche WRC en nuestro garaje y una cartera que los permitiera moverlo por todos los rallyes, pero mientras que soñar es gratis la vida real no lo es. Y como este tipo de vehículos está al alcance de muy poco tendremos que conformarnos con su hermano pequeño, el R5, y es ahí donde Citroën Racing busca imponerse frente a los todopoderosos Ford Fiesta.

La marca gala no ha tenido todo el éxito posible con su modelo DS3 R5, los Fiesta de M-Sport han estado siempre en cabeza y tan solo Skoda ha conseguido hacerles frente la pasada temporada. Pero el preparador británico supo reponerse y el renovado R5 Evo estrenado en 2016 ha vuelto a Ford a lo más alto, tanto a nivel nacional como internacional. Ahora Citroën parece buscar ese mismo camino y los ingenieros de su departamento Racing están trabajando en una evolución del DS3 que llegará el 18 de abril para los vehículos oficiales y durante el mes de Mayo para los pilotos privados.

Citroën ha trabajado en el chasis y las suspensiones para mejorar la estabilidad del coche; en el radiador para mejorar la refrigeración; y ha tirado de software para mejorar los mapas del motor, y con ellos la respuesta del mismo. Cambios que están orientados a seguir la estela del Fiesta y que se han llevado a cabo de forma paralela al diseño del WRC de 2017. Pero no será la única novedad del grupo PSA Citroën-Peugeot, que también actualizará el 208 T16 pero aún no se conoce la fecha de lanzamiento de este 2.0 de su modelo R5.

¿Pero cuándo llegará a España? Sergio Vallejo es el piloto más representativo de la marca dentro de nuestras fronteras, en Sierra Morena se estrenó con la montura francesa con el toque portugués de Sport&You. Estos pilotos privados, y que no forman parte de Citroën Racing, tendrán que esperar hasta el mes de Mayo para probar estos cambios en sus vehículos, concretamente el gallego no tendrá el R5 Evo hasta el Rally de Cantabria, ya que no llegará a tiempo para Ferrol.

Una apuesta fuerte y, que de salir bien, podría cambiar mucho las cosas en el WRC2, en campeonatos europeos e incluso en la decisión de títulos nacionales. Citroën pone toda la carne en el asador y sus rivalesen Cumbria y República Checa tendrán que estar vigilantes si no quieren perder la ventaja de la disponen actualmente