Los pilotos Cristian García y Surhayén Pernía se han desplazado hoy hasta León para probar sus dos monturas junto a su preparador para esta temporada, RMC Motorsport.

Hoy los motores han hecho mucho ruido en Caboalles de Bajo, hasta donde se han desplazado los pilotos Surhayén Pernía y Cristian García. Dos de los máximos aspirantes al título nacional dentro del Campeonato de España de Rallyes de Asfalto han probado sendas unidades R5 junto a RMC Motorsport, quien les acompañará a lo largo de las 10 pruebas del 2017.

Llevamos unos días de mucha actividad en torno a todo lo relacionado con el Nacional de Asfalto y poco a poco vamos conociendo las decoraciones que lucirán los pilotos. Pero hoy no ha sido el turno para grandes eventos, declaraciones a la prensa o destapar coches, hoy han tocado pruebas en la sede de RMC Motorsport en la provincia de León. Hasta las oficinas de Roberto Méndez se ha desplazado Surhayén Pernía, quien ha tenido unos días frenéticos en la última semana.

El cántabro viajaba el pasado miércoles a las instalaciones de Hyundai Motorsport en Alemania, donde recogía su nuevo y flamante i20 R5. Casi sin tiempo para más cosas, el sábado nos presentaba con unas fotos cual sería la decoración que luciría, donde la filial de la marca en España se dejaba notar, y hoy por fin lo hemos visto a los mandos de la nueva máquina. Pernía ha podido hacer los primeros kilómetros con el Hyundai en las carreteras cercanas a la sede de RMC Motorsport, donde el equipo ha ultimado los ajustes del coche y lo ha preparado para el Sierra Morena de este fin de semana. Una actividad a contrarreloj ya que hace dos días el coche aún se encontraba en Cantabria, y los mecánicos de RMC aún no habían podido trabajar en él. Aquí podemos ver el coche en acción:

Pero el piloto de Hyundai no ha estado sólo y ha compartido jornada  de test con el vigente campeón de España. Cristian García también ha visitado a Roberto para poder hacer los primeros kilómetros con el Ford Fiesta R5, que finalmente será la misma unidad que pilotó Luis Monzón en el Princesa de Asturias y Miguel Ángel Fuster en las citas de Llanes y La Nucía. Para el de Tarazona ha sido la primera con un coche de la categoría R5 y ha quedado gratamente sorprendido con el rendimiento del Fiesta, tal y como publicaba en su muro de Facebook:

“Es un coche nuevo para nosotros, que tras unos cuantos kilómetros de test y dejar el coche a nuestro gusto, nos hemos quedado impresionados por todas las sensaciones que trasmite, sin duda estamos deseando que llegue el viernes por la mañana, para disputar el shakedown del Rallye Sierra Morena”.

Pernía y García, i20 y Fiesta, dos de los grandes favoritos para llevarse el Nacional de Asfalto e inscribir, por primera vez, a un vehículo R5 en el palmares del certamen. Veremos cual es el rendimiento de los dos pilotos en Sierra Morena, donde tendrán la desventaja de la experiencia con estos coches frente a Sergio Vallejo o Santiago Carnicer.