El equipo Sarrazin Motorsport ha tenido una complicada jornada de test con Jari Huttunen, que debutará en Suecia como piloto Hyundai.

Aunque aún faltan unos días para que el Rally de Suecia se ponga en marcha, esta segunda prueba ya ha dado comienzo para unos equipos que llevan semana trabajando en la nieve. Unas pruebas en las que también ha estado Jari Huttunen, piloto de Hyundai Motorsport en el WRC 2, con una jornada de pruebas que ha finalizado con un brusco vuelco a los mandos del i20 R5. No peligra su participación.

Sarrazin Motorsport, encargado de gestionar el Programa de Jóvenes Pilotos de Hyundai, no está teniendo un buen arranque de temporada con los i20 R5. En MonteCarlo Stephane Sarrazin sufrió una salida de pista y este fin de semana el piloto Jari Huttunen ha tenido un vuelvo con el i20 oficial. El piloto fines, que disputará el WRC 2 con el respaldo de Hyundai, se encontraba en Suecia testando el coche cuando ha perdido el control y ha sufrido un vuelco, dañando toda la carrocería y especialmente la parte frontal. Un incidente que ha obligado a dar por finalizadas las pruebas por la gravedad de los daños, destrozando los cristales del coche entre la lista de desperfectos. Un coche con el que Huttunen ya tuvo problemas en su debut con la marca, en Gales 2017, tras sufrir una avería mecánica y quedarse fuera de carrera.

A pesar de este incidente, a sólo cuatro días para que dé comienzo el Rally de Suecia, la participación de Jari Huttunen no corre peligro. El finés de las verán en los nevados bosques con los oficiales de Skoda Motorsport, Tidemand y Veiby; los jóvenes pilotos de Toyota, Takamoto y Hiroki; o el ex-piloto de Hyundai, Kevin Abbring, en la lucha por la categoría WRC 2. Mientras que Nil Solans o la italiana Tamara Molinaro competirán con los R5 pero fuera del WRC 2.