El equipo italiano dio a conocer el SF-71H, el monoplaza con el que competirán esta temporada. El nuevo Ferrari, decorado completamente de rojo, se convierte en la principal fuerza para combatir contra Mercedes por la corona mundial. “Se trata de una evolución del de 2017”, subrayaron en la presentación.

 

Había ganas de conocer el nuevo monoplaza de Ferrari para esta temporada. Tras la presentación del W09, el arma de Mercedes para revalidar el título, llegaba el turno a los de Maranello, que se desmarcan un año más como la principal alternativa al título. Si ya en la pasada temporada Sebastian Vettel puso contra las cuerdas a Lewis Hamilton en más de una ocasión ahora los italianos esperan dar el salto definitivo para pelear mano a mano por el Campeonato hasta la última cita de la temporada.

Poco se sabía de la apuesta de Ferrari para el nuevo campeonato. La discreción marcó el invierno de los de Maranello, que guardaron en secreto sus planes de para este 2018. No se vio ni una imagen de su chasis hasta la presentación oficial. Sin embargo, como suele ocurrir en estos casos, aún habrá que esperar hasta el Gran Premio de Australia para conocer el diseño definitivo. Por lo pronto, y como en el resto de monoplazas de este 2018, destaca la introducción del halo y la eliminación de la aleta. Además, el color rojo toma mayor protagonismo, suprimiendo las zonas blancas presentes la pasada temporada.

El SF-71H en imágenes