La Fórmula 1 está de vuelta este fin de semana, con la disputa del GP de Australia 2018. La escudería norteamericana repetirá la formación de pilotos que la temporada pasada, pero sus objetivos serán totalmente distintos, según su propio jefe de equipo: los puntos deben ser una constante en cada carrera.

romain grosjean - haas f1 team - previo gp de australia 2018

Grosjean, durante los test de Barcelona | Foto: F1

Así llegan los pilotos a Australia

Romain Grosjean: el piloto francés comienza la que será su séptima temporada completa en la Fórmula 1, después de debutar a mitad de 2009 en Renault, como compañero de Fernando Alonso. Desde la introducción de Haas en la competición (2016), Grosjean ha estado presente cada año, logrando mejores resultados que sus compañeros. En los test marcó el 9º mejor tiempo general y completó 259 vueltas. Su mejor resultado en Albert Park es un sexto puesto, conseguido el año del debut de Haas.

Kevin Magnussen: la temporada 2018 será especial para el piloto nacido en Dinamarca, pues será la primera vez que repita como piloto titular en un equipo de Fórmula 1. Tras su brillante debut en Australia 2014, logrando el último podio de McLaren, al año siguiente fue relevado por Alonso. Tras ello, Magnussen se marchó a Renault y de ahí a Haas al año siguiente. Su mejor crono en los test no pasó desapercibido, al marcar la sexta mejor vuelta de los entrenamientos. Ahora falta confirmar esa velocidad en la temporada que empieza este fin de semana.

Así llega Haas a Australia

La formación estadounidense comienza su tercera temporada en el Gran Circo, en la que esperan confirmarse como uno de los aspirantes a luchar constantemente por la zona de puntos. Incluso, su jefe de equipo Guenther Steiner declaró tras los test que lucharán por ser el cuarto equipo de la parrilla, tras las tres escuderías de cabeza.

Las dos temporadas previas han acabado en el octavo lugar del campeonato, por lo que un salto tan grande parece complicado, más todavía con el esperado avance de McLaren con el motor Renault. En Melbourne empezaremos a ver si Haas apuntó demasiado alto o, por el contrario, si serán un equipo a tener en cuenta para la zona media de la parrilla.

Expectativas del Gran Premio

Declaraciones extraídas de la web de la F1 (traducción propia)

Romain Grosjean

“Es genial que lo hayamos hecho tan bien en Australia durante los últimos años. Eso muestra que el coche ha sido bien construido y listo para empezar. Ojalá sea lo mismo este año, entonces podremos mejorar algo el rendimiento durante la temporada y mantener el desarrollo. Al inicio de la temporada lo realmente clave es tener fiabilidad. Eso te permite conseguir resultados que quizá no estabas esperando. Ojalá que todo vaya en la dirección correcta, entonces podremos conseguir bastantes puntos al principio y estar en la pelea por una buena posición en el mundial de constructores. Los test fueron realmente bien. La primera semana fue complicada por las condiciones meteorológicas, pero la segunda trabajamos realmente bien. Hicimos algunas vueltas buenas y cumplimos con el programa que queríamos hacer. Creo que es lo mejor que podríamos preparar la temporada. Obviamente, cada circuito es diferente y vamos a encontrarnos con temperaturas diferentes y cosas así, pero hemos hecho todo lo que podíamos”.

Kevin Magnussen

“Australia es bonito porque es mitad circuito urbano y mitad tradicional. Da la sensación de ser un circuito urbano, pero tiene la fluidez de una pista permanente. Es complicado porque es irregular en algunos puntos, las zonas de frenado son sinuosas y las curvas son algunas muy estrechas. Dicho esto, también tiene cosas buenas, como la zona de alta velocidad de la curva 11. La chicane es realmente rápida con la actual generación de coches. Es muy emocionante estar en Australia. Es la primera carrera del año y eso le da una sensación especial. Va a ser una buena temporada, otra buena temporada. Las primeras dos para el equipo han sido bastante exitosas. Va a ser difícil mejorarlas pero, por supuesto, ese es nuestro objetivo. Creo que si conseguimos puntos en Melbourne estaremos felices”.

Guenther Steiner, jefe de equipo

“Cada temporada, al menos justo antes de empezar, es la más complicada, ya que no sabes lo que te espera. No sabes cómo de fuertes son los rivales. Siempre es un desafío, pero no es más que cualquier otro. Siempre es un gran reto cada año. Acabar con los dos pilotos en los puntos es siempre el mejor final. Nuestro objetivo este año es meter a los dos coches en Q3; después de eso, todo puede pasar”.