McLaren afronta el Gran Premio de Bahréin con la sensación de haber dado un paso adelante esta temporada. Fernando Alonso y Stoffel Vandoorne puntuaron en la primera carrera, algo que no sucedía en McLaren desde 2014. Pese a ello, deberán seguir trabajando para acortar la brecha con los de arriba. 

Alonso intentará luchar por ser el mejor del resto | Foto: McLaren

Así llegan los pilotos a Bahréin

Fernando Alonso: la quinta posición lograda en Australia supuso romper una racha de tres años consecutivos sin puntuar en la primera carrera del año. Alonso había puntuado en todas sus carreras en Albert Park, a excepción del año de su debut con Minardi. Con McLaren-Honda el asturiano no pudo lograr un solo punto, pero en 2018, con McLaren-Renault la temporada empezó de forma muy diferente. La suerte le dio una oportunidad y supo aprovecharla. Logró acabar quinto y sumar los primeros 10 puntos de la temporada. En Bahréin ha subido al podio 3 veces, todas ellas al primer escalón. El objetivo para este año serán los puntos.

Stoffel Vandoorne: el belga tampoco logró puntuar con el motor Honda en Australia. Su única participación en Albert Park se había saldado con la 13ª plaza, pero con el motor Renault se coló por primera vez en el top 10 y consiguió 2 puntos. Seguro que Vandoorne quiere ampliar la cuenta en la pista que le vio debutar en 2016. Tuvo que sustituir a Alonso después del accidente de éste en Australia y logró acabar décimo. En 2017 no pudo siquiera tomar la salida. Un problema en el MGU-H detectado por McLaren minutos antes del comienzo hizo que se retirase antes de empezar.

Así llega McLaren a Bahréin

La escudería británica no puntuaba en el Gran Premio de Australia desde 2014, lo que significa que con el motor Honda no fue capaz de lograr un solo punto en Albert Park. Esta temporada ambos pilotos lograron acabar en el top 10, lo que supone un gran paso adelante. Pero McLaren no puede relajarse. La suerte tuvo mucho que ver con el resultado en Melbourne y no pueden esperar que la buena fortuna les acompañe en todas las carreras. Queda mucho trabajo por hacer. De momento, llegan a Bahréin como el cuarto mejor equipo, que es el objetivo.

Expectativas del Gran Premio

Declaraciones extraídas de la web de McLaren

Fernando Alonso

“Después de un buen inicio de temporada estoy con muchas ganas de ir a Bahréin y sentarme de nuevo al volante. Australia nos ha dado buenas sensaciones y espero que podamos mantener este impulso durante estas dos carreras que vienen en semanas consecutivas.

Sé que el equipo está trabajando duro en la fábrica para que vayan saliendo las actualizaciones que están planeadas. Éstas, además del trabajo de desarrollo que estamos llevando a cabo en el chasis y la unidad de potencia, serán fundamentales para extraerle más rendimiento al coche.

No podemos dormirnos en los laureles. Las carreras de Bahréin y Shanghái son exigentes para el coche y es importante que mantengamos una buena fiabilidad si queremos maximizar nuestro potencial. La competencia es feroz y tenemos que seguir empujando para conseguir más puntos”.

Stoffel Vandoorne

“Estoy muy contento por marcharme a Bahréin después de un fin de semana positivo en Australia. El equipo tiene buenas sensaciones y estamos trabajando duro para que esto se mantenga. Sabemos que hay mucho por hacer y que en cada carrera hay una serie de nuevos retos.

Bahréin es una sede magnífica. Es donde comencé mi carrera en la F1 cuando reemplacé a Fernando siendo piloto reserva en 2016, y es una carrera importante para nosotros por nuestros accionistas. El clima es bueno y el hecho de que el horario sea más tarde de lo habitual también hace que sea un fin de semana distinto.

Pasar del día a la noche dentro del coche es una sensación especial y hace que este Gran Premio sea único. También hace que sea muy distinto de Australia en cuanto a la configuración, así que quiero estar el máximo tiempo posible sobre el trazado para prepararme bien junto a los ingenieros. El año pasado tuve mucha mala suerte con la fiabilidad, así que espero tener mejor fortuna esta vez”.

Eric Boullier

“Bahréin es un evento emocionante para todo el equipo y una sede especial para McLaren. Es nuestra segunda casa debido a nuestros propietarios y siempre nos dan una calurosa bienvenida. Las instalaciones son de primer nivel mundial y es un gran lugar para celebrar un Gran Premio.

Las carreras consecutivas en Bahréin y China representan dos retos bien distintos y, dado que la gran mayoría de nuestros trabajadores no vuelven al Reino Unido entre estos eventos, la logística y el desarrollo del coche son dos temas complicados que hay que controlar.

Hablando del desarrollo del coche, estamos trabajando duro para traer actualizaciones a los próximos dos Grandes Premios que esperemos ayuden a nuestros chicos a plantar cara. Como vimos en Melbourne, la competencia es feroz. No podemos dar nada por hecho y sabemos que, a pesar de haber rendido mejor que en los últimos tiempos, también nos beneficiamos de las circunstancias que hubo a nuestro alrededor. Nuestros principales rivales están por delante de nosotros, así que sabemos que hay mucho trabajo por hacer y nos estamos centrando tanto en el desarrollo como lo que ocurre sobre la pista.

El resultado en Albert Park fue el empujón que necesitábamos todos pero ahora tenemos que pasar página, mirar hacia delante y seguir empujando”.