Carlos Sainz tiene la opción de elegir si correrá el Rally Dakar 2019 con Mini o con Toyota, o si finalmente se retira.

A falta de medio año para que de comienzo el Rally Dakar 2019, si finalmente se realiza, Carlos Sainz aún tiene su futuro en el aire. El piloto madrileño tiene una oferta de Mini y otra de Toyota sobre la mesa, después de probar sus coches en Marruecos y quedando las dos marcas muy satisfechas con los aportes que ha realizado. Sainz también tiene la opción de dejar la competición tras lograr dos títulos en el Mundial de Rallyes y dos victorias en el Rally Dakar.

La salida de Peugeot Sport del Rally Dakar ha dejado sin equipo para competir en la próxima edición del Rally Dakar a Carlos Sainz, que cerró la etapa de la marca francesa con victoria. El bicampéon del Campeonato del Mundo de Rallyes se debate en si seguir compitiendo o si retirar a sus 56 años de edad, aunque las marcas y los aficionados quieren que continúe en activo.

Es por ello que Mini y Toyota le invitaron hace unos meses a Marruecos para probar tanto las dos versiones del John Cooper Works como de la Hilux 4×4, que en la edición de este año fue el único modelo que logró hacer frente a los 3008 DRK Maxi de Peugeot. Pruebas en las que tanto el piloto como las marcas se quedaron muy satisfechos, el madrileño por el rendimiento de los coches y tanto Mini como Toyota por las oportaciones que dio para mejorar el set-up, notas vitales tras el desarrollo de la última versión del 3008 por parte del madrileño o el Volkswagen Polo con el que la marca alemana dominó durante cuatro años el Mundial.

Aunque hace unas semanas varios medios hablaron del fichaje de Carlos Sainz por X-Raid Mini, lo cierto es que aún no hay nada decidido y el ex-piloto de Peugeot tiene una oferta de los dos equipos. Aunque su continuidad en activo aún está en duda y también se baraja la posibilidad de que abandone la competición.