Toro Rosso llega a unos de sus Grandes Premios de casa, Austria, con la esperanza de revertir la situación y compensar el mal papel que realizaron en la anterior cita en Francia. Tanto Hartley como Gasly han corrido con anterioridad en esta pista en otras categorías, por lo que están deseando probar en un F1 e intentar llevarse algún punto.

Así llegan los pilotos a Austria

Pierre Gasly llega a Austria después de un GP de Francia para olvidar, carrera en la que fue uno de los afectados del caos de accidentes de la primera vuelta. Gran decepción en su carrera de casa, pero llega a Austria con el sentimiento de que también corre ante los suyos ya que Toro Rosso forma parte de la familia austriaca de Red Bull. Gasly ya corrió en esta pista en la GP2, así que está deseando ver cómo es la experiencia en un F1.

Brendon Hartley tampoco logró hacer un buen resultado en la anterior carrera ya que saliendo desde la última posición, no consiguió remontar lo suficiente y terminó en decimocuarta posición. Hartley también conoce esta pista por experiencias en otras categorías, por lo que está deseando llegar y compensar el mal resultado de Francia.

Así llega Toro Rosso a Austria

Vienen de un Gran Premio en el que ninguno de sus coches puntuó, siguiendo así con una irregularidad que tendrán que solucionar pronto. Por ahora, a Austria llevan algunas mejoras aerodinámicas en el alerón delantero. Corren en uno de sus GPs en casa, por lo que esperan realizar una buena actuación.

Expectativas del Gran Premio

Declaraciones extraídas de la web oficial de Toro Rosso (traducción propia)

Pierre Gasly

“Este fin de semana, vamos a mi carrera de casa, con una de las carreras de casa del equipo, porque aunque seamos un equipo italiano, somos parte de la familia austriaca de Red Bull. He subido al podio en este circuito en las categorías junior. La pista es realmente muy rápida con varios tramos rectos. Recuerdo que corrí en la GP2 como piloto junior de Red Bull, tuve mucho apoyo ya que es casi un fin de semana de Red Bull. Así que ahora estoy deseando experimentarlo como piloto de Fórmula 1. Creo que va a ser un fin de semana especial, después de experimentar todo el apoyo en mi carrera de casa, espero que tenga un gran ambiente. Espero que seamos competitivos, porque realmente quiero conseguir un buen resultado en este lugar. Es una vuelta muy corta; se trata de un tiempo de poco menos de 1m 10 segundos. Es una carrera muy rápida, con un gran número de vueltas. Tiendo a preferir pistas con muchas curvas, pero al menos las rectas ofrecen oportunidades para pasar. Me gustan las curvas rápidas y hay muchas en medio de la pista, así que, dados los niveles de downforce de este año, y el hecho de que hayamos visto rotos los récords de vueltas en todas las pistas hasta ahora, creo que va a ser un fin de semana realmente impresionante desde el punto de vista de la conducción. Puedo apreciar que el lugar es realmente hermoso también, pero tengo que admitir que soy más un chico de ciudad!”

Brendon Hartley

“Esta es una gran carrera para nosotros ya que es el hogar de Red Bull. Es una pista en la que he corrido en LMP2 y lo disfruto mucho. Es curioso que, cuando era pequeño, jugaba a Grand Prix 3 y 4 en el ordenador y, por la razón que sea, siempre jugaba en este circuito. En aquel entonces se le conocía como A1 Ring, así que lo conozco bien por ser un niño de 10 años que juega a juegos de ordenador. Creo que es una carrera emocionante para todos los que participan en Red Bull, ya que habrá un montón de apoyo en casa, estoy deseando que llegue este fin de semana porque tenemos una mejora en el alerón delantero. El lugar tiene mucha historia y carácter y el entorno en sí es realmente hermoso. Aunque es corto, sigue siendo una pista desafiante, bastante rápida a través de la sección media y el último par de curvas son rápidas también. Los tramos de recta no son muy largos, por lo que es una vuelta muy ocupada con pocas posibilidades de descansar y con tantas vueltas, es una carrera que te mantiene alerta. También es importante que frene bien. Una gran parte de nuestro trabajo como pilotos es la fase de frenado. Eso prepara toda la curva, prepara la salida. Ese momento en el que atacamos el pedal del freno y la forma en que lo soltamos determina la actitud del coche. Todas estas cosas empiezan cuando pisas el pedal del freno. Hay algunas áreas complicadas, notablemente la quinta curva, donde es muy fácil frenar cuesta abajo y bloquear los frenos, a diferencia de la curva anterior en la que frenas cuesta arriba, lo que te da mucho más potencial porque tienes la gravedad de tu lado. Es parte de la complejidad de sacar el máximo provecho de un coche de Fórmula 1”.