La Federación Española de Automovilismo ha confirmado a Luis Climent como coche cero para el Rallye de Ferrol, en el que Sansegundo tomará parte con un Peugeot 208. 

Después de dejar el Hyundai i30 Turbo del Nacional de Asfalto en manos de Alberto Sansegundo, Luis Climent regresará este fin de semana a las labores de seguridad para suplir al abulense. Un regreso propiciado por la participación de Sanse en el tercera cita de la Peugeot Rally Cup Ibérica, la primera que se celebra sobre suelo español.

Sansegundo comenzó la temporada como coche cero en el Rali do Cocido, el que supuso su debut en la caravana de seguridad en una prueba del Campeonato de España de Rallyes de Asfalto. Pero el proyecto del piloto abulense dentro de la nueva iniciativa de Peugeot ha obligado a la Federación a tomar un relevo de cara al Rallye de Ferrol, cita nominada por la marca francesa. Por ello la institución presidida por Manuel Aviñó ha decidido ponerse en contacto con Luis Climent, que ya ocupó este puesto la pasada temporada.

El piloto valenciano viene de un convulso arranque de temporada en el Campeonato de España de Rallyes de Tierra, en el que arrancó la temporada con un Peugeot 208 N5 de RMC Motorsport para pasar al Mitsubishi Evo X en Pozoblanco y el Terra da Auga, pruebas que se saldaron con la décimo novena posición y un abandono respectivamente.