Carlos Sainz y Nico Hülkenberg no contarán con el mejor motor para competir en Monza. El objetivo de Renault es aprovechar las oportunidades para marcharse del circuito italiano sin perder su ventaja en el Mundial de Constructores.

carlos sainz - renault sport f1 - gp de bélgica 2018 f1

Así llegan los pilotos a Bélgica

Carlos Sainz llega a Monza después de ser undécimo en Spa-Francorchamps. El piloto español partía desde la 19º posición con el neumático medio, una estrategia arriesgada y que no salió como se esperaba. Carlos no podía encontrar el ritmo y tampoco adelantar a los pilotos que tenía delante por las limitaciones del motor Renault. Sainz ocupa la 12º posición del Mundial de Pilotos con 30 puntos en su casillero. El español solo ha sumado dos puntos en las últimas cinco carreras.

Nico Hülkenberg llega al circuito de Monza tras ser uno de los protagonistas del Gran Premio de Bélgica. Como es sabido, el piloto alemán frenó tarde en la salida y se llevó por delante a Fernando Alonso, que voló por encima de Charles Leclerc. Por ello, la FIA decidió sancionar al de Renault con 10 posiciones de penalización para la carrera. Una sanción merecida que dificultará aún más su fin de semana en Italia. Hülkenberg ocupa la séptima posición del Mundial de Pilotos con 52 puntos.

Así llega Renault a Bélgica

El equipo francés llega a Monza después de marcharse sin puntuar de Spa. Carlos Sainz no tuvo el ritmo suficiente para llegar a los puntos, mientras que el grave error de Nico Hülkenberg acabó con su carrera en la salida. Las esperanzas para Monza no son nada alentadoras, ya que el circuito italiano exige el máximo rendimiento al motor. Renault intentará aprovechar sus oportunidades para no perder su ventaja en el Mundial de Constructores. El equipo francés ocupa ahora la cuarta posición, pero solo cuenta con seis puntos de ventaja sobre Haas.

Expectativas del Gran Premio

Declaraciones extraídas de la web de la Fórmula 1 (traducción propia).

Carlos Sainz

El fin de semana del Gran Premio de Italia siempre es agradable. Mi cumpleaños cae ese fin de semana -este año es sábado- ¡así que tendré como objetivo un buen regalo de cumpleaños en calificación! Puedo excusarme y comer una pizza en algún momento del fin de semana, pero estamos aquí para correr y la buena comida italiana tendrá que esperar.

Nico Hülkenberg

Sobre el circuito actual, obviamente es de muy alta velocidad en todas partes; ¡se llama el Templo de la Velocidad por alguna razón! La carga aerodinámica será baja para que nos podamos adaptar a la alta velocidad de las rectas. La baja carga puede hacer que el coche se sienta ligero e incómodo. Eso es algo a lo que nos tendremos que adaptar en las sesiones de práctica del viernes.

Cyril Abiteboul, jefe de equipo

El Gran Premio de Italia es la última carrera europea de la temporada y es un momento importante para el equipo, ya que marca el final de un ciclo. Nos estamos preparando para un fin de semana desafiante por las características de esta pista y la penalización de Nico, pero todavía estamos motivados para aprovechar cualquier oportunidad, y en especial para aprovechar este circuito de referencia para tener una visión más clara del lado del motor.