El piloto canario se hizo con la copa monomarca de la marca japonesa tras imponerse en la última prueba del certamen disputada en Madrid.

Juan Carlos Quintana y Rogelio Peñate se proclamaron campeones de la edición de este año de la Mitsubishi Evo Cup en Madrid. Una dupla canaria que ya se sabía campeona desde la primera especial ya que su máximo rival ,Gustavo Sosa, no tomaba la salida en la prueba.

A pesar de ello, los canarios querían ganar el título con una victoria y con una buena posición en la general y marcaban un ritmo muy fuerte desde el inicio de la prueba. Desde la primera especial ponían tierra de por medio con su rival Carlos Fernández que perdía más de un minuto. En la segunda especial del día tampoco bajaban el ritmo y volvían a ser medio minuto más rápido que sus rivales. Los canarios finalizaba este primer bucle volviendo a marcar el mejor tiempo en la copa monomarca y llegando a la asistencia de mediodía con casi tres minutos de ventaja sobre Carlos Fernández.

Tras el primer paso por las asistencias, la dupla canaria no bajaba el ritmo.  Quintana volvía a ser el más rápido en los tres tramos que componían el segundo bucle. El canario se imponía a Carlos Fernández y ampliaba la ventaja al frente de la clasificación general hasta los seis minutos. Con esta ventaja  llegaba al canario a la segunda asistencia de la jornada antes de afrontar el último bucle de la prueba y de la temporada.

Un último bucle donde el canario se quedaría  sin rivales ya que Carlos Fernández se veía obligado a abandonar en el enlace al primer tramo de este bucle. De esta manera Fernández dejaba el camino libre hacia la victoria al piloto canario que sumaba su cuarta victoria de la temporada. Una victoria con la que rubricaba su título de la Mitsubishi Evo Cup y ponía el broche de oro a la temporada 2018.