La marca italiana ha conseguido por primera vez las tres primeras posiciones en el Campeonato de España de Rallyes de Asfalto, liderados por Fuster.

La apuesta de Pirelli por el Campeonato de España de Rallyes de Asfalto continúa dejando éxitos para la firma, que no sólo ha reafirmado su título si no que ha conseguido un resultado histórico. Con la batalla entre Miguel Fuster e Iván Arres, además de los buenos resultados de Surhayen Pernía, Pirelli ha copado las primeras tres plazas del certamen nacional, confirmando su crecimiento frente a Michelin. Hankook se lleva la categoría N5 con Suzuki y Kumho el Grupo N con Sergio Pazos.

Pirelli comenzó a mostrar sus cartas en la temporada 2016 consiguiendo su primera victoria en el campeonato con un modelo R5, concretamente en el Rallye Princesa de Asturias con Iván Ares, a los mandos de un Skoda. El gallego se convirtió en el referente de la firma en 2017 con su programa junto a Hyundai, con quienes lograron su primer título después de casi tres décadas de dominio de Michelin y BF Goodrich. Aunque sin duda, este año ha sido su gran salto.

La marca milanesa arrancó la temporada logrando la victoria en el Rali do Cocido y, tras las victorias de Miguel Fuster, Cohete Suárez y Pepe López con Michelin, regresaron a lo más alto del podio en el Villa de Llanes. Y es que para la segunda mitad de la temporada el alicantino de Llanes Motorsport decidió optar por los compuestos de Pirelli y completó un gran recta final con las victorias en la casa de su equipo, en Santander y en La Nucía; siendo Cohete Suárez quien cerró la temporada descorchando el champán.

Con un total de cuatro victorias y dieciocho posiciones de podio, Pirelli ha conseguido llevarse las tres primeras posiciones del Campeonato de España con Fuster, Ares y Pernía. Un triplete que no habían logrado nunca y que se suma a los títulos conseguidos en la categoría R2 con Félix Fernández, la R3 con Javier Bouza y la Beka Junior R2 con Jan Solans. Además han sido los encargados de suministrar las gomas en la Dacia Sandero Rallye Cup y el Trofeo Clio R3T Ibérico, copas promovidas por Renault Sport. Un triunfo sobre el que tuvimos la ocasión de hablar en el Circuito del Jarama con Florenci Caso, Motorsport Manager de Pirelli en España:

“La valoración es muy positiva. Segundo título consecutivo, hemos cambiado de piloto, pero ha habido una lucha muy bonita hasta el último rallye, por suerte con los dos pilotos con Pirelli. Nosotros confiamos en nuestro producto y, a parte de entregarlo, hay que dar las instrucciones técnicas necesarias para su uso y sobretodo asesorar técnicamente a los equipos y los pilotos sobre cuando y como deben utilizarlo”.

Por su parte, Hankook ha logrado llevarse la categoría N5 gracias al equipo Suzuki Motor Ibérica, grandes dominadores y que han llevado a Joan Vinyes a lo más alto. Además el compromiso con la firma japonesa también ha estado presente en la Copa Suzuki Swift y la Beca U25. Mientras que Sergio Pazos ha conseguido llevar su Mitsubishi Evo X, calzando neumáticos de la firma Kumho, a lo más alto en el Grupo N y Michelín se ha tenido que conformar con la Copa N5 de RMC Motorsport, de la que han sido suministradores únicos.