El piloto galo por fin ha lucido los colores de Hyundai Motorsport en su primera visita a la sede central del equipo en Alzenau.

Loeb ha aprovechado su visita para preparar algunos detalles del Hyundai i20 Coupe WRC de cara a la primera cita de la temporada | Foto: Web Hyundai Motorsport

Sebastien Loeb no para y ha visitado durante la jornada de ayer la sede central de Hyundai Motorsport. Antes de partir hacia Lima para disputar el Dakar, el piloto galo ha visitado las instalaciones de Alzenau para realizar los ajustes necesarios en el asiento y conocer la fabrica antes de la primera cita del mundial de rallyes.

El Rally Dakar ha marcado la agenda de Sebastien Loeb en las últimas semanas, en las que se hacía oficial su fichaje por Hyundai Motorsport. Un cambio de aires del que poco se había podido ver ya que el galo ha estado centrado en prepararse para la cita peruana y, tal y como reconocía a Hyundai, ha estado probando diferentes coches en Abu Dhabi y ha aprovechado para pasar tiempo con la familia en Navidad:

“He viajado un par de veces a Dubai para preparar el Dakar, una vez con el coche del rally y otra con un buggy para acostumbrarme a conducir por las dunas. También he pasado algún tiempo con mi hija y mi familia durante la Navidad. Ahora me estoy preparando para un ajetreado mes que empezará con el Dakar.”

Esta apretada agenda de Loeb no le ha permitido probar el Hyundai i20 Coupé WRC y de hecho no podrá hacerlo hasta unos días antes de MonteCarlo. Si completa todas las etapas del Rally Dakar, no regresará a Europa hasta el 18 de Enero y podría probar el coche a principios de la semana siguiente, la misma del rallye. Aunque el nuevo piloto de Hyundai aún cree que tiene opciones de llegar bien preparador para dar el 100% en la primera prueba de la temporada.

Y es que a pesar de no estar formando parte del Mundial de Rallyes con un programa completo, Seb ya dio la sorpresa la pasada temporada con una gran actuación en Argentina y la victoria en España. Unas buenas sensaciones que espera poder continuar en 2019 y volver a estar en la lucha por las victorias:

“Espero que podamos pelear por conseguir victorias, pero al mismo tiempo sé que será un reto difícil volver al WRC con un nuevo coche y un nuevo equipo. Hice tres rallies el año pasado y gané uno de ellos. Espero acostumbrarme rápidamente al i20 Coupe WRC y poder ofrecer un ritmo competitivo – y quizás incluso estar en la lucha por el primer puesto.”