El británico será campeón del mundo si finaliza entre los siete primeros en el Autódromo Hermanos Rodríguez, independientemente de lo que haga su rival Sebastian Vettel. Si éste último no gana la carrera le valdría con ser octavo o peor.

Así llegan los pilotos a México:

Lewis Hamilton: el británico tiene en su mano la posibilidad de convertirse en pentacampeón del mundo en México. Para ello deberá acabar entre los siete primeros. La ecuación es sencilla para un piloto que lo ha venido consiguiendo en las últimas nueve carreras. De hecho, sólo en un gran premio este año no ha podido ver la bandera a cuadros entre los siete mejores: fue en el GP de Austria. El británico lo tiene a tiro y en el Autódromo Hermanos Rodríguez no querrá fallar.

Valtteri Bottas: después de pasar desapercibido este último fin de semana, Bottas buscará resarcirse para entregar buenos puntos a su equipo en la batalla por el campeonato del mundo de escuderías. Además, la victoria de su compatriota Kimi Räikkönen le hace caer al cuarto puesto de la general. Ahora, el Autódromo Hermanos Rodríguez se vuelve un escenario propicio para recuperar el tercer puesto de la general (cuatro puntos por delante).

Así llega Mercedes a México:

Con la intención de cerrar el campeonato de escuderías. Así llega el equipo de Brackley a la cita mexicana. A día de hoy la ventaja es de 66 puntos. A falta de dos carreras tras esta cita quedarán 86 puntos en juego, por lo que les basta con lograr una ventaja de 20 puntos en la pista de los Hermanos Rodríguez.

Expectativas del Gran Premio:

Declaraciones extraídas de la web Formula1.com (traducción propia)

Toto Wolff, (Director del equipo):

“Nuestra próxima parada nos lleva a la Ciudad de México, donde enfrentaremos un reto muy diferente. El Autodromo Hermanos Rodríguez es un lugar atípico dada su gran altitud y las exigencias que esto impone a los coches y a las unidades de potencia. Ha sido una de las pistas más débiles para nosotros en años anteriores y esperamos una dura lucha con Ferrari y Red Bull.

El pronóstico del tiempo predice condiciones similares a las que tuvimos en Austin, lo que podría lanzar a todo el mundo otra bola curva al limitar la carrera en seco. Sabemos que no va a ser una carrera fácil, pero todos en el equipo están concentrados, motivados y decididos a mantener la presión hasta la bandera a cuadros en Abu Dhabi”.